préstamos rápidos en españa

Lo habitual cuando hablamos de minicréditos sin intereses es que no paguemos más dinero que el propio del importe que nos han prestado. En todo caso, antes de contratar un mini creditos préstamo en estas condiciones es recomendable que nos aseguremos de las posibles comisiones o costes ocultos que nos harán pagar de más. En cualquier caso, aunque los créditos con ASNEF pueden ser útiles para solucionar ciertas situaciones económicas es conveniente valorar si realmente necesitamos acudir a ellos para no empeorar nuestra situación económica.

Junto con unos intereses fijados, en los créditos las entidades financieras realizarán entregas periódicas a petición del cliente. De esta forma, los intereses a pagar corresponden únicamente al dinero del que se haya dispuesto.

En el caso de que se trate de un préstamo rápido a pymes, además de los datos de la persona autorizada de la empresa hay que indicar los datos fiscales de la misma. Si eres autónomo, se te solicitarán igualmente otros datos adicionales sobre el negocio. Si no quieres que seamos nosotros el que seleccionemos el prestamista, y prefieres estudiar tú las condiciones y características de cada uno, ve a nuestro directorio de préstamos rápidos y elige el que más se adapte a tus condiciones y requerimientos. Si eres un cliente nuevo, podrás solicitar un préstamo rápido de entre 50 y 400 euros.

Por ejemplo, para un préstamo de 10.000 euros, deberán abonarse 60 cuotas mensuales de 184,12 euros cada una. El importe total para pagar (capital + intereses) es de 11.047,21 euros. El tipo de interés aplicado podrá variar hasta el 12,49 % TIN (13,23 % TAE), conforme a la aprobación de riesgo por parte de ING. Por ejemplo, para un préstamo de 10.000 euros, deberán abonarse 60 cuotas mensuales de 224,93 euros cada una. Siendo cliente de BBVA y domiciliando la nómina o pensión en el banco, la TAE es del 8,15%, mientras que la TIN es del 7,2%. Así, un préstamo de 50.000€ a devolver en un plazo de 96 meses te costará 686,67 euros al mes.

El tiempo que transcurre hasta que recibimos el dinero en nuestra cuenta dependerá de que la entidad bancaria del prestamista trabaje con el banco donde tenemos nuestra cuenta. El plazo de ingreso del dinero es el tiempo que pasa desde que la entidad emite la orden de transferencia hasta que recibimos el dinero en nuestra cuenta. Si no tenemos problemas con la verificación de nuestros datos y entrega de la documentación el plazo de aprobación más habitual es de 15 minutos. No obstante, esto no es siempre así, ya que va a depender de si ya somos clientes o no, del tipo de préstamo, la cantidad de dinero de la que se trate y la política de riesgo de la compañía.

Es cierto que algunas entidades incluyen entre sus requisitos ser mayor de 21 o conceden un importe inferior dependiendo de la edad. Si eres parado de larga duración y ya has terminado de cobrar la prestación vas a necesitar un aval que puede ser un coche, vivienda o local. Las compañías de préstamos también pueden aceptar que otra persona te avale con su nómina o vivienda. Puedes consultar nuestro listado de préstamos sin nómina ni aval dónde podrás encontrar el préstamo que necesitas.

Lospréstamos rápidos son ideales para personas que enfrentan un gasto inesperado que debe abordarse de inmediato. Se cargarán unos intereses del 1,5% diario durante toda la vigencia del préstamo, que se aplicarán sobre el capital prestado. Una vez que tu préstamo ha sido aprobado, solo tienes que aprobar nuestra oferta y te transferimos tu dinero.

Aunque la contratación se realice vía online, la entidad financiera nos debe remitir un contrato a nuestro correo electrónico. Posteriormente, en el contrato deben quedar plasmadas estas condiciones. Ante cualquier duda, podemos ponernos en contacto con la propia entidad.

También es la cuenta a través de la que te cobrarán el importe a devolver, en la fecha que hayas acordado. No, este tipo de préstamos online se caracteriza precisamente por la rapidez en su concesión y en que tengas el dinero en tu cuenta en muy poco tiempo. Simplemente tienes que indicar la cantidad que necesitas, rellenar el formulario con tus datos, y una vez aprobado el préstamo, lo recibirás rápidamente.

En Quofin apostamos por una financiación responsable, como especifican enAEIMP (Asociación española de micropréstamos). No es necesario avalar con un inmueble o un aval bancario, como suele pasar, simplemente con tener una fuente de ingresos (por pequeña que sea) y no estar en listas de morosidad como la popular ASNEF es suficiente. Con menor cuantía, menor riesgo para la empresa financiera, por lo que los requisitos serán obviamente menores que para alguien que solicite un préstamo de 50.000€. Una vez hayas elegido el tiempo y la cantidad, es tan fácil como cumplimentar un formulario y enviarlo. Los ajustes de cookies de esta web están configurados para «permitir cookies» y así ofrecerte la mejor experiencia de navegación posible.